Twitter Facebook Instagram Youtube

La Guardia Urbana abre diligencias a un supermercado del barrio de Llefià que tenía pinchazo la luz y generaba problemas de convivencia con los vecinos

La Guardia Urbana de Badalona ha abierto diligencias este viernes por la mañana en un supermercado ubicado en la calle Alfons XIII, en el barrio de Llefià.
La Guardia Urbana de Badalona ha abierto diligencias este viernes por la mañana en un supermercado ubicado en la calle Alfons XIII, en el barrio de Llefià
Los agentes han hecho retirar todos los alimentos refrigerados y han levantado hasta ocho actas que pueden terminar en un procedimiento penal contra los propietarios del establecimiento
El alcalde Xavier Garcia Albiol remarca que "desde el Gobierno luchamos de forma contundente contra todos aquellos que ponen en peligro la seguridad de los vecinos y velamos para que nadie crea que puede hacer lo que quiera sin seguir las normas"


La Guardia Urbana de Badalona ha abierto diligencias este viernes por la mañana a un supermercado ubicado en la calle Alfonso XIII, en el barrio de Llefià, que tenía la luz pinchada y generaba problemas de convivencia con los vecinos desde hace tiempo. Los agentes han levantado hasta ocho actas que pueden terminar en un procedimiento penal contra los propietarios del establecimiento. Vecinos de la zona avisaron de la situación a la concejalía Antiocupaciones, desde donde se ha coordinado junto con el Área de Seguridad Ciudadana, el Área de Salud Pública y Endesa la actuación para cortar la luz en el establecimiento y abrirle un expediente para que tengan una conexión legal.

Durante la actuación se ha retirado a los propietarios todos los alimentos refrigerados que había en el local (carne, lácteos, congelados, etc.) para garantizar que no se vende ningún producto en mal estado a la ciudadanía.

El alcalde de Badalona, Xavier Garcia Albiol, ha explicado que “trabajamos intensamente para llevar a cabo este tipo de acciones coordinadas, ya que no podemos permitir que haya negocios que funcionen con la luz pinchada, no sólo porque es ilegal , sino porque este tipo de conexiones a menudo suponen un peligro para todos los vecinos por el riesgo de incendio y otros tipos de incidentes que conllevan”. Garcia Albiol ha agradecido la colaboración ciudadana y ha remarcado que "desde el Gobierno municipal luchamos de forma contundente contra todos aquellos que ponen en peligro la seguridad de los vecinos y velamos para que nadie crea que puede hacer lo que quiera sin seguir las normas".